HUAWEI P7

El sucesor del P6, el ultradelgado terminal del fabricante chino que me gustó tanto.

En este caso la impresión ha sido del todo a la inversa 🙁

Para empezar, os diré que me duró menos de una semana porque lo devolví enseguida. Esto ya para que os vayáis haciendo una idea 😉

Qué aporta el P7 sobre su antecesor? Pues no mucho, la verdad. Solo conectiva LTE, 5” de pantalla con FullHD y 4.4.2. De las tres novedades, solo es de agradecer el LTE. El resto no vale la pena. Las 5” de pantalla se consiguen a base de un móvil muy, muy largo. Diría que incluso desproporcionado. Acceder con el pulgar a la esquina de la diagonal opuesta, si ya es difícil en el resto de terminales de 5”, en este es del todo imposible. Más aún si cuentas con una mano no muy grande.

Y sobre el 4.4.2 decir que lo que aporta solo son problemas. ¿Por qué? Pues porque en la maldita customización de Huawei han decidido incluir un control de seguridad sobre las notificaciones. Algo que jamás había visto en ningún otro terminal. Y los problemas que ha causado es que mis Apps favoritas para mantenerme informado en cuanto a las notificaciones (LockerPro y Lightflow) no funcionan. O si lo hacen, lo hacen de una forma completamente errática. Algo que no soporto. Añado, además, que otra de mis aplicaciones imprescindibles para gestión del correo electrónico (CloudMagic) no sincronizan. Esto quiere  decir que 3 partes funcionales del teléfono, no me van a satisfacer. Si son para mi imprescindibles, pues apaga y vámonos.

Y aquí es donde los móviles chinos adolecen de su peor característica: el soporte técnico. Si ya es difícil conseguir que un fabricante cualquiera de terminales móviles dé un servicio de soporte técnico asequible (no barato sino alcanzable), con Huawei es del todo imposible. Tener esperanzas de que alguien te va a escuchar es de ilusos.

Por decir algo bueno, el terminal sigue siendo muy fino y ligero, pero ya no son características importantes hoy en día. A veces, con tanta ligereza, parece que no lleves el teléfono encima. No sería la primera vez que he tenido la sensación que me he olvidado el teléfono. Cuando pesa, lo reconoces 😉

Opciones mejores que el P7 hay a porrillo.

HUAWEI P6

Nada nuevo, lo sé. Bueno, hoy en día en tecnologías se quedan obsoletas en no más de 6 meses. No obstante, he aprovechado una oferta de segunda mano que ha sido muy buena. Esta es la ventaja de a veces comprar tecnología de segunda mano: la pérdida de valor que tiene.

Huawei es un fabricante chino, pero de calidad muy buena. Y de ello te das cuenta nada más tenerlo en la mano. Fabricado en aluminio anodizado y cristal. Todo ello con un grosso ridículo y un peso más ridículo. En la mano es una delicia.

No tiene ni el último procesador, ni la mejor pantalla, ni la mayor cantidad de memoria ram, ni la mejor cámara de fotos ni la mejor batería. Cierto. En las cifras puramente técnicas, se queda en una gama media. Pero luego, sin prestar atención a dichas cifras, ves que todo funciona perfecto. Vamos que no necesita más hardware.

Una de las cosas que más me ha gustado es que es completamente plano. Cuando lo pones en la mesa, si quieres escribir sobre la pantalla, no baila como hacen absolutamente todos los modelos que he probado (excepto el iPhone 4 y el resto de su saga). Será una tontería, pero me gusta mucho.

La cámara está bien. Tiene un software para reconocer caras que es algo sorprendente de ver qué bien funciona. La capa de personalización que trae de fábrica no me gusta, pero yo les aplico a todos los androids el launcher de KK Prime que lo transforma en algo moderno y estéticamente muy bonito (más aún que el launcher propio del Nexus 5)

Leí varias reviews antes de comprarlo y comentaban que el terminal se calentaba mucho cuando jugabas a juegos exigentes en gráficos. Puede ser, pero como no es mi uso, yo no he notado nada de nada. Si me ocurriera, os lo comentaría.

Una cosa absolutamente sorprendente, y es algo de lo que incluso la propia Huawei presume, es la duración de la batería. Cuando lees en las especificaciones que solo tiene una batería de 2000 Mah piensas “uffff”. Claro que leí que Huawei confirmaba que tenían una tecnología para optimizar la vida de la batería que ayudaba a aumentar un 30% su duración. Pues en resumen he de decir que funciona. Al finalizar un día completo de uso (denso), el terminal muestra entre un 30-40% de batería restante. Da tranquilidad pensar que te lo puedes llevar un día completo lejos de un cargador. Está bien.

Hoy, el precio un este terminal nuevo puede estar sobre los 250€. De segunda mano prácticamente la mitad. A cambio de estos importes, ríete tú de los S4, Z1, G2 y el resto de topes de gama. Buen trabajo Huawei. Ahora a la espera de que mejoren aun más con la introducción prometida como inmediata de Kit Kat. A ver, a ver…

CLOUDMAGIC

Poneos en el lugar de una persona que prueba mil gadgets. Lo que se llama un heavy user. Pero un de verdad. Pues hola! Ese soy yo. Una persona que prueba tantos y tantos cacharros al final le coge cierta manía a tener que ir configurando las cuentas de correo. Más aun si son varias y de diferentes configuraciones.

Pues bien, es aquí donde CloudMagic entra a jugar. Cloudmagic es una aplicación para Android e iOs que crea un perfil con todas las cuentas de correo (hasta un máximo de 5) y cuando empiezas a configurar un nuevo terminal, lo único que tienes que hacer es configurar tu cuenta de CloudMagic y listo, ya tienes las 5 cuentas configuradas. Todo rápido y simple. La de tiempo que me voy a ahorrar en el futuro!!!

El aspecto gráfico de esta aplicación es una verdadera delicia. Tiene un estilo mezclado entre Holo e iOS. Digamos que tiene lo bueno de ambos mundos. El resultado es fantástico: selecciones múltiples, bandeja unificada, soporte para Exchange (sea cual sea su versión), motor de búsqueda muy potente, sincronización de TODAS las carpetas de Exchange (cosa que hasta ahora ninguna app en Android podía hacerlo), opciones directas mediante acciones swipe (borrar, archivar o clasificar)….

Y como una cosa no buena, sino MUY buena, es que los desarrolladores son accesibles. Agradecen tus comentarios, implementan rápidamente los errores que has encontrado, aceptan sugerencias, no paran de actualizarlo…

Y lo mejor, sin duda, ES GRATIS. Les escribí un mail para hacerles un “donate” y me lo agradecieron pero dijeron que con una buena votación en Google Play era suficiente. Majos!

Van a seguir mejorándolo, por lo que sé, y sin duda es algo que merece mucho la pena.

Una recomendación como la copa de un pino!

CHROMECAST

Todo y que llevaba cerca de un año en el mercado de Estados Unidos, lo acabamos de recibir en Europa hace escasos días. Y dado que somos un geeks, teníamos que probarlo. Más aún al coste de 35€. Pura provocación.

Qué es Chromecast? Para los que no lo conocéis, decir que Chromecast es la competencia directa de la tecnología AirPlay, tecnología de Apple para la transmisión por wifi de contenido multimedia. Realmente Airplay no tiene un hardware vinculado. Tan solo es una tecnología que comparten todos los equipos del ecosistema de Apple (iPad, iPhone, AppleTV, Macbooks’s….)

Chromecast es un conector HDMI en forma de llave USB que se conecta a un puerto HDMI de cualquier televisor que lo admita y a partir de ahí, puedes enviarle contenido multimedia desde cualquier fuente que tengas configurada dicha tecnología. Y aquí es donde encuentro el punto más fuerte de este gadget de Google. La fuente u origen que puede emitir hacia Chromecast puede ser prácticamente cualquier aparato de cualquiera de las grandes marcas: Android, iOS, Mac o Windows. Esta es la potencia y versatilidad de Chromecast. Su homónimo de Apple solo permite utilizar Airplay a aparatos con iOS o OSX, jamás desde Android!!!

Vamos al grano, Chromecast es simple, muy simple de instalar. Tan simple, que parece un producto de Apple :P. Es cierto que en el mercado ya existían opciones parecidas de tecnologías de broadcasting y soluciones hardware. Las tecnologías tipo AllCast, DNLA o  Miracast eran tecnologías que no se han consolidado. Había muchas variedad y ninguna compatible con el resto. Cada marca ha tirado por su cuenta y, al final, hacía falta este producto.

Con unos pocos minutos de uso puedo decir que va muy bien, que cualquier Android lo reconoce y es capaz de enviarles desde cualquier aplicación contenido en streaming.

Por ponerle una pega, decir que en escenas donde el paisaje se mueve por completo hay cierto lag si la emisión es en FullHD. En su descargo hay que decir que con Airplay también pasa.

Una compra muy recomendada tanto si tus gadgets son Android como si son iOS.

EMPIEZA EL 2014

Y volvemos después de unos días de descanso. Emprendemos el 2014 con el mismo ánimo que dejamos el 2013 (¿por qué iba a cambiar algo por un simple dígito?).

La frecuencia de las entradas no puede ser la misma que la del 2013. El motivo es bastante sencillo. Solo hay una persona redactando estas entradas y la experiencia y el número de “objetos” son limitados. No obstante, intentaré mantener una cierta regularidad. Al menos, una entrada a la semana.

Seguimos!

Y LLEGARON LAS NAVIDADES

Y es la época donde consumimos más. Y, de entre todo lo que consumimos, existen gadgets. Os invito a que nos contéis cómo ha sido vuestra elección, qué producto os habéis regalado (u os han regalado) y qué experiencia habéis tenido con él.

Creo que este blog se basa en opiniones de uso y no tanto en características técnicas y/o benchmarks. Por este motivo nos gusta que nos hagáis partícipes de vuestras experiencias. Así ganamos todos 🙂

Descansaremos en este blog algunos días y cargaremos más pilas para el próximo 2014 que no ha empezado y ya está lleno de rumores de lanzamientos 😉 Es un “no parar” 😉

Buenas fiestas!