ANDROID PIE

El 9 de agosto se lanzó como distribución final Android Pie, la novena versión del SO más usado en el mundo en los smartphones.

Una versión más, un año más y más novedades y evoluciones de tecnología. Pero hemos llegado un punto de madurez que, tanto iOS como Android, hacen evoluciones mucho más progresivas que no disruptivas. Debemos entender que los suponen suficientemente solventes como para no “empezar desde cero”. Y comparto esta opinión. Creo que estamos con un Sistema Operativo muy estable, conocido, bien conservado y mantenido. Las evoluciones de Android Pie no son espectaculares, pero sí necesarias.

¿Y qué aporta de nuevo esta versión respecto a sus antecesoras? Pues detalles y mejoras sobre tecnologías ya implantadas. Si acaso, sí que hay una que, siendo opcional en su implementación, puede llevar a motivar un cambio en la usabilidad.

Novedades:

  • Evolución del diseño Material Design. Algo más limpio, nueva tipología, más abierto (menos líneas) y haciendo que todo el entorno de Google lo respete por igual. A destacar: ahora, el color de la interfaz la impone el Wallpaper que elijas. Una idea que asegura que tu escritorio y tu entorno estarán conjuntados.
  • Implementación de IA:
    • En la batería: como evolución de su sistema Doze, Google ha implementado un sistema de Inteligencia Artificial para aprender cómo usamos las aplicaciones y aprende sobre qué debe mantener abierto y qué puede cerrar. Durante el tiempo que lo he podido probar, me da la sensación de que puede llegar a ganar entre un 3-5% de batería con respecto a Oreo.
    • En la búsqueda. Tanto en el propio smartphone como en Internet. Los resultados que te ofrece responde a patrones detectados por tu perfil y analizando cómo lo usas. Esto, que asusta un poco (Minority Report), tiene la intención de ayudar a ser más efectivo. Sobre mis pocos días de experiencia, no nota nada que sea destacable.
    • Brillo Adaptativo. Y en esto se nota. La IA sabe qué aplicaciones te gustan con mayor iluminación, cuáles te dan lo mismo (automático) y cuáles prescindes. Con este criterio, aplica el brillo en la pantalla dependiendo de lo que hagamos y basado en patrones de aprendizaje.
  • Rotación manual. ¿Cuántas veces una foto te ha trolleado cambiando entre modo vertical y horizontal y has tenido que acabar doblando el cuello para poder ver una foto apaisada que te presentaba verticalmente? Pues ahora, Google lo ha solucionado. Bien!
  • Respuesta rápidas a las notificaciones. Implementa sistemas de respuesta rápida y de control de apagado y volumen que las hace más cómodas.
  • Y el punto más importante de esta versión y que pretende “acercarse” al omnipresente iOS en su versión de iPhoneX. Inclusión de gestos de navegación. Éste sería, quizás, el cambio más importante de todo lo que aporta la nueva versión de Android. Como decía al principio, es algo que se implementa de forma opcional (puedes activarlo o bien quedarte como funcionaba Oreo) y esto te permitirá probarlo y, si no te convence, volver atrás. Yo me he forzado a dejarlo y, con un par de días te acabas acostumbrando. Bien es cierto que no me gusta acostumbrarme a un sistema que luego no voy a poder reproducir en otros smartphones que también uso, pero creo que la vuelta atrás no me será muy complicado. Los gestos son muy sencillos e implica eliminar los botones clásico de navegación. Para no tener que explicarlo, creo que es mejor que podáis ver un video de su funcionamiento: Android P Lo nuevo en gestos, como descargarlo a tu dispositivo

Las sensaciones que tengo después de un par de días de uso son buenas. Me gusta el aspecto estético. Me parece acertado el tema de los gestos (a ver cómo lo implementan las diferentes marcas) y sobre el rendimiento de la batería, creo que es prometedor. Necesitaré poder analizarlo com más tiempo para tener una idea más global.

Por último, indicar que la implementación de estas nuevas versiones de Android suele ser lenta (o muy lenta) y que yo la he podido disfrutar en un Google Pixel 2. Samsung, OnePlus, Huawei… seguro que tardarán bastantes semanas en implementarlo. Cuando llegue, intentaré echarle un vistazo y explicaros cómo de bien lo han implementado.