IPAD MINI RETINA DISPLAY

El tan esperado iPad Mini con pantalla de alta resolución ya ha llegado. Y es que nunca tenemos suficiente. Cuando teníamos un iPad (el normal) con un tamaño razonable, le pedimos una más pequeño. Más manejable. Lo hicieron. Cuando lo tuvimos, entonces queríamos la resolución del otro grande. Y la misma duración de batería. Y muy ligero. Y muy manejable. En fin que lo queremos todo. Pero debemos hacer presión porque al final Apple responde. Y lo hace, como siempre, sorprendiendo 😉

Y este iPad sorprende porque es el que lo tiene “todo” en un formato ligero y manejable. Y para ello no ha perdido ni autonomía de batería, ni ligereza, ni manejabilidad, ni claridad de pantalla…

Qué decir de esta nueva tablet? Pues nada mejor que decir que sigue siendo un producto de calidad insuperable. Sin entrar en debates de si iOS mejor que Android, este iPad Mini es bestial. Velocidad llevada al extremo. iOS 7 le sienta genial y el conjunto (con su procesador 64b y su nueva GPU) que forma con el hardware es excelente.

Si tengo que elegir entre la misma potencia en mayor o menor tamaño, me quedo con el de menor tamaño. Hacer lo mismo en menor espacio y con menos peso es el objetivo que ha tenido la tecnología desde, al menos, que yo soy aficionado a este mundo. Cierto es que los defensores de la 9’7 dicen que mayor tamaño de pantalla con la misma resolución es más fácil de usar puesto que los botones son más adecuados a nuestros dedos. Sí que tiene sentido, pero no estamos hablando de diagonales tan distantes al fin y al cabo.

Si va a ser tu primer iPad, el Mini es para mí la mejor elección.